Mitologia e Historia Antigua

blog dedicado a las civilizaciones del mediterraneo, sobre todo el mediterraneo oriental.Arte, batalla, reyes, política, arte,mitologia.
También tocaremos actualidad, festivales y viajes culturales. Todo relacionado con el mundo antiguo


Ultimas Entradas

lunes, 20 de febrero de 2012

7 Maravillas del Mundo Antiguo


Cuando vi el hogar sagrado de Artemisa  elevarse hacia las nubes, las otras maravillas quedaron ensombrecidas, pues ni el mismo sol  había alumbrado nada que tanto se le pareciera, lejos del propio Olimpo.
                                                                                     Antípatro de Sidón (siglo II a. C.),

                Templo de Artemisa


Uno de los templos más grandes de la época clásica, el cual superaba al Partenon de Atenas en tamaño, altura y fama se construyó  en Éfeso en la actual Selçuk (Turquía).
                     ¿Porque se erigió el templo de Artemisa en ese lugar?


Según la leyenda, en el segundo milenio antes de Cristo, un meteorito cayó cerca del puerto de Éfeso, el lugar se convirtió de inmediato el lugar de culto.
Siglos después una raza de mujeres guerreras llegaron a la zona, creando un asentamiento en el bosque sagrado, las mujeres se llamaban amazonas. Las amazonas erigieron una imagen de la diosa, danzando a su alrededor y realizando sacrificios.

Éfeso era una ciudad portuaria llena de templos y palacios  en los cuales residían los más poderosos comerciantes del mundo. A mediados del año 600 a.C., los habitantes de Éfeso comenzaron a plantearse la idea, de erigir un templo en honor a Artemisa, diosa protectora de Éfeso, como muestra de agradecimiento por la fortuna recibida.

 La estructura fue construida alrededor del 550 AC, impulsada por el Rey Lidio Creso, como muestra de gratitud a Artemisa, por salvarle la vida a manos del rey persa Ciro el grande.
El templo fue diseñado por el arquitecto griego Quesifronte, el estilóbato medía 140 metros de longitud por 70 de ancho, constaba de 127 columnas de 18 metros de alto, de estilo jónico y estaban decoradas con relieves en su tercio inferior. En su construcción intervinieron varios arquitectos, todos cretenses: Quesifronte, Metágenes, Deinócrates, Peonio y Demetrio. Su construcción se extendió a lo largo de dos siglos durante los cuales fue colmado de esculturas, pinturas, bajorrelieves y otras maravillosas obras de arte entre las cuales destacaba la estatua de la diosa Artemisa, totalmente confeccionada en oro. Contenía las mejores obras del arte griego, como las estatuas de Fidias y Praxiteles, y decorados de Apeles y Parrasio.

El templo sirvió como mercado e institución religiosa, visitado frecuentemente por mercaderes, artesanos y reyes de lugares tan lejanos como Persia y la India para rendir tributos a los Dioses. El templo era respetado como lugar de refugio, tradición que se trasladó al mito con las amazonas que se refugiaron allí tanto de Heracles como de Dioniso.

El templo fue destruido en tres ocasiones y vuelto a edificar otras tres. La más famosa data del 356 a.C. fue incendiado por un vagabundo llamado Eróstrato, su único fin era conseguir la fama, lo incendió el mismo día del nacimiento de Alejandro Magno, lo que derivó en la tradición de que la diosa Artemisa descuidó la protección del templo al estar ocupada en el nacimiento del conquistador de Asia.
Más tarde, Alejandro ofrecería a los efesios costear su reconstrucción, dicha reconstrucción se atribuye a Dinócrates en el 323 a.C.
El principio del declive, empezó cuando las tropas de Nerón saquearon el templo llevándose todas las obras de arte a Roma. Después los Godos saquearon y destruyeron parte del templo en el año 262 a.C. Finalmente Teodosio, ordenó clausurar todos los templos paganos del mundo romano y fue desmantelado para la construcción de templos cristianos bizantinos, como Santa Sofía y católicos, como la catedral de Pisa.


bibliografía
Las siete maravillas del mundo Antiguo (Erin Ash Sullivan)
Historia del Arte (ediciones Salvat)
Maravillas del Mundo (Roland Gööck)
Las siete maravillas del mundo Antiguo (Roque Daniel Favale)

sábado, 11 de febrero de 2012

Libros recomendados

                       CONSPIRACIÓN
                                                                             (Robert Harris)



Sinopsis:
Años 63 a.C. Cicerón ha sido nombrado cónsul de Roma, el cargo más alto de la República, tras una ascensión turbulenta hasta la cima que le ha granjeado los peores enemigos. Así, su política se ve condicionada por las intrigas y conspiraciones a su alrededor, que convierten la capital del Imperio en un verdadero laberinto de poder.
En Semejante escenario, Cicerón debe enfrentarse a Julio César, un joven líder que busca el favor del vuldo, y a Catalina, un personaje sibilino, conspirador y maquiavélico. Son años de disputas, complots y ambiciones desmedidas que marcarán el rumbo de Roma e inscribirán el nombre de sus protagonistas en la historia.
Una novela brillante que ilumina una épca de conjuras e intrigas políticas que supondrán el diclive de la República romana. Conspiración recrea de forma magistral la vida de Cicerón, uno de los personajes más fascinantes de la antigua Roma.


Comentarios:
" Pocas veces se ha evocado la república de Roma, con toda su grandeza y corrupción, de una manera tan viva coma en la novela de Robert Harris"
                                                                                                              The Times
"la versión de Robert Harris de la deslumbrante figura de Cicerón es de una riqueza y un entretenimiento admirables"
                                                                                                               The Guardian

La novela esta narrada por Tiro (su esclavo) y para mí, el libro empieza muy lento y cuesta meterse en la historia, pero si aguantas las primeras  hojas, se va convirtiendo en un libro muy  entretenido y con ganas de acabarlo para saber que pasa al final con Cicerón.
Para aquellos que la historia romana no les guste, no es muy recomendado, ya que el autor nombra muchos cargos y personajes con un gran rigor. Se trata de una novela histórica con una gran recreación escénica y un gran dominio de la historia por parte del autor.

miércoles, 8 de febrero de 2012

Mitología Griega

Los dioses son celosos de su perfección, de su belleza y  de su infinito poder. La sola idea de que cualquier otro se pueda simplemente acercarse a ellos  les ensombrece y les empuja a espantosas venganzas para que las distancias sigan siendo, en todo y para siempre, insuperables. Pero si las cosas pudiesen ser realmente así, querría decir que nos temerían, porque la chispa de la inteligencia nacida de nuestra materia efimera y perecedera los asusta, los induce a pensar que un día, quizá muy lejano, podremos ser como ellos.
                                                                                                Jenofonte (El ejército Perdido)

          El mito de Apolo y Marsias
                                                                      

En una cueva vivía un sátiro, un ser mitad hombre mitad macho cabrío, llamado Marsias.   Marsias, había encontrado un aulós, que Atenea había desechado ya que un día tocando cerca del río observó que se le deformaba el rostro, horrorizada lo arrojó para no tocarlo más.
En los cálidos mediodías de verano cerca del monte Argeo, sentado junto a un riachuelo tocaba una melodía, más suave y profunda que el canto de un ruiseñor, hasta tal punto que consideraba  que nadie podía igualarle, ni siquiera Apolo. Apolo le oyó y se apareció de improvisto diciéndole:

                ¿Me has desafiado?- preguntó el dios 
A lo que el sátiro respondió.

                No era mi intención,  aunque no temo medirme con nadie.                 Busto de Apolo
Apolo consideraba, que desafiar a un dios no era algo que se pueda hacer sin correr ningún riesgo, porque si Marcias venciera ,su gloria se volvería desmesurada, así que la derrota  debería ser proporcional, así que si le propuso que si perdiera seria desollado vivo. Para estar seguro de la imparcialidad, las encargadas de juzgar serian las nueve musas, las divinidades supremas de la armonía, de la música, de la danza, de la poesía. Son un número impar, así el resultado no podrá ser empate.

Marsias estaba tan fascinado por la idea de competir con un dios que no pensó en nada más y aceptó los términos del desafío. La competición tuvo lugar al día siguiente, en la cima del monte Argeo.
El primero en tocar fue Marsias. Acercó los labios a su aulós de caña y tocó la más dulce e intensa de las melodías. Las musas escuchaban embelesadas el canto del sátiro.

A continuación llegó el turno de Apolo. Apolo compitió con la cítara, Marcias conocía el sonido de la cítara y sabía que su aulós era capaz de más coloridos y de más tonos, más punteados y más profundidad, pero el instrumento del dios reunía todo ello y mucho más. Apolo compitió con la cítara vuelta hacia abajo y ordenó a Marsias hacer lo mismo. Como éste no podía, se declaró vencedor a Apolo.
Todas, excepto una, la bella Terpsícore, señora de la danza. Conmovida por la suerte de la criatura de los bosques, no se sumó al voto de sus compañeras desafiando la ira del dios de la luz. Pero no pudo evitar el castigo cruel de quien se había atrevido a un desafío sacrílego.

Apolo apresó a Marcias atándolo a un olivo, le inmovilizaron los pies para que no huyese. Él imploró piedad en vano. El dios lo desolló vivo, le arrancó la piel humana y bestial de los miembros y lo dejó desfigurado y sangrante a las fieras del bosque. Clavó su piel en el tronco de un pino, colgada en la gruta donde tiene su manantial el  río Marsias.


La victoria de Apolo sobre Marsias conmemora  las conquistas helénicas en Frigia, así como la primacía de los instrumentos de cuerda sobre los de viento. 

Bibiográfia :
El pequeño gran libro de la mitología (Roberto Carvalho de Magalhaes)
Arte y mito: manual de iconografía clásica (Miguel Ángel Elvira Barba)
Mitologia universal (Juan Bautista Carrasco)
Enciclopedia de los mitos (Nadia Julien)
Diccionario de mitología clásica (JENNY MARCH) 

Entradas populares

Loading...